Escalas de valoración de cicatrices patológicas

¿Sabías que se pueden puntuar las cicatrices?

A la hora de valorar una cicatriz cutánea existen una serie de escalas validadas que nos permiten puntuar los distintos aspectos de esta cicatriz. Estas puntuaciones nos permiten además objetivar las mejorías que conseguimos con los distintos tratamientos.

Existen varias escalas pero sin duda la más usada es la ESCALA DE VANCOUVER (Vancouver Scar Scale – VSS), empleada por primera vez por Sullivan T. en 1990.

La escala de Vancouver valora los siguientes items y puntuaciones (valores normales = 0):

  1. PIGMENTACIÓN (0-3): respecto a piel normal. Siendo 1 hipopigmentada y 3 hiperpigmentada.
  2. VASCULARIZACIÓN (0-3): siendo 3 una cicatriz muy vascularizada, purpúrica.
  3. FLEXIBILIDAD/CONSISTENCIA (0-5): siendo 4 una cicatriz ya dura y 5 una cicatriz que produce retracciones y dificulta la movilidad.
  4. ALTURA (0-3): 0-plana, 1- <2mm, 2- 2-5mm, 3- >5mm.

Con estas puntuaciones se obtendrá una puntuacion del 0 al 14 siendo 0 una cicatriz normal y 14 una cicatriz claramente patológica.

Aunque menos empleadas, exiten también escalas que tienen en cuenta la afectación del paciente y síntomas de la cicatriz, como es la escala POSAS (Patient and Observer Scar Assesment Scale).