Desmintiendo mitos: NO es recomendable tratar quemaduras con harina – colaboración con Maldita.es

En esta colaboración con el portal Maldita.es desmontamos uno de los bulos que circulan por la red: tratar las quemaduras con harina de trigo acelera su curación.

Como bien explicamos en el artículo las quemaduras cutáneas leves deben tratarse inicialmente con agua tibia corriente para conseguir refrescar progresivamente la piel afectada. Posteriormente si la quemadura es superficial se debe aplicar un antibiótico tópico para prevenir la posible infección. Además, se pueden emplear productos tópicos (cremas, apósitos…) cicatrizantes, siempre bajo supervisión sanitaria. En las quemaduras más profundas lo ideal es acudir cuanto antes a un centro médico para valoración.

La harina de trigo podría inicialmente tener un efecto absorbente sobre la herida pero al ser un producto no estéril, el riesgo de infección sobre la herida es elevado. Además, puede tener un efecto irritante sobre una piel ya intensamente dañada.

Recuerda que una vez superada la fase aguda, los láseres y otros tratamientos como el empleo de geles de silicona o la presoterapia, nos ayudan a minimizar las posibles secuelas en formas de cicatrices.